Perfil De Un Jornalero Indocumentado

Hoy les contare un poco de la vida de un jornalero mexicano indocumentado que se gana la vida buscando trabajo en las calles del sur de California.  Me encontré con el y su grupo en una esquina cerca de una tienda Home Depot, al acercarme a ellos lo primero que hicieron fue ofrecerme sus servicios, hacen todo tipo de trabajo sin importar lo difícil o pesado que resulte. Les platique que quería escribir un artículo acerca de ellos y el único que accedió a platicar conmigo fue Rodrigo.

Rodrigo tiene 38 años de edad y es originario de Oaxaca México, en su natal Oaxaca trabajaba como albañil cuando lograba encontrar trabajo. Abandono lo estudios a temprana edad para dedicarse a trabajar, llego hasta el sexto grado de primaria. En México dejo a su esposa y dos niños, un varón de 10 años y una niña de 6.  En Abril del 2011 cruzo la frontera ilegalmente por el estado de Arizona con la esperanza de una mejor vida para él y su familia, esta es la tercera vez que ha venido a los Estados Unidos en busca de trabajo y se considera muy afortunado porque nunca ha sido capturado por los oficiales de inmigración.  Se moviliza en bicicleta y comparte un cuarto con otros 3 inmigrantes, paga $220 dólares de renta al mes por el pequeño cuarto, cuando tiene dinero come dos veces al día.  Si se enferma acude a las clínicas comunitarias donde paga de $20 and $30 dólares por consulta más el medicamento que le receten.  Se comunica con su familia en México cada 15 días y trata de mandarles $200 dólares cada 20 días.

Su día comienza en una esquina con 14 jornaleros mas, esto lo hace todos los días de la semana incluyendo sábados y domingos.  En una semana con suerte trabaja de 2 a 3 días, de su grupo de 15 jornaleros solo tres o cuatro de ellos consiguen trabajo en un día.  En un buen mes lo cual es muy raro puede ganarse hasta $1,000 dólares.  Me cuenta que antes se les permitía solicitar trabajo en la afueras de las tiendas Home Depot pero ahora esto esta prohibido, la multa por hacerlo es de $500 dólares.  La policía los molesta de vez en cuando pero no muy seguido.  Sorprendentemente los dueños de negocios alrededor de esta esquina son todos americanos y les permiten que soliciten trabajo afuera de sus negocios.

Algo que me llamo mucho la atención fue enterarme que los americanos son los que le pagan mejor, entre $9 y $10 dólares por hora, los que pagan menos son los hispanos y asiáticos.  El mejor trato lo recibe de los americanos quienes muchas veces le compran el almuerzo.  Los hispanos son los que mas contratan sus servicios y son los que le dan el peor trato.  El mayor deseo de Rodrigo es que el gobierno apruebe una reforma migratoria para asi poder traer a su familia a vivir a Estados Unidos pero dice que se conformaría con un permiso legal para trabajar y así tener mejores oportunidades de trabajo.

Después de más de una hora de conversar con Rodrigo le di las gracias y me despedí de él y de su grupo.  Mientras manejaba de regreso a mi trabajo pensaba en lo afortunado que era yo de vivir en este país con mi familia y trabajar legalmente sin tener que esconderme, algo que la mayoría de hispanos que vivimos en Estados Unidos legalmente no tomamos en cuenta.  El haber conocido y platicado con Rodrigo me ha hecho entender más lo que viven estos inmigrantes ilegales cuando vienen a Estados Unidos en busca de una mejor vida para ellos y las familias que dejan en sus países.  Lo que se me ha hecho difícil de tragar es que los hispanos que vivimos aquí legalmente no le demos a nuestra misma gente un trato decente y humano, se nos olvida que todos en algún momento nos hemos sentido extranjeros en el país de la abundancia.

La solución ideal a este gran problema sería una reforma migratoria para dar residencia permanente a los 11 millones de indocumentados que viven en Estados Unidos  pero no hay que engañarnos, la prioridad de este gobierno es levantar la economía de este país y una reforma migratoria masiva traería muchos gastos lo cual no seria de mucho agrado para los votantes americanos.  Una mejor opción más cercana a la realidad seria otorgarle a estos 11 millones de indocumentados un TPS o residencia temporal y más tarde establecer un proceso para que apliquen para una residencia permanente.

Ya es hora que los hispanos que vivimos en este país olvidemos nuestras diferencias y comencemos a trabajar juntos por una misma causa sin importar nuestro país de procedencia.  Es nuestra obligación educarnos y aprender el idioma para que nos tomen en cuenta y demostrar que podemos ser más que una fuerza laboral. Esta es la única forma que lograremos tener un poder político para proponer y crear leyes que ayuden a nuestra comunidad.

Hasta la próxima y gracias por visitarme

Ubiquese Blog Alcanzo Las 1000 Visitas

Este mes de Febrero Ubíquese Blog alcanzo las 1000 visitas, un numero que nunca pensé llegar a ver, mi primer post lo publique el 15 de Noviembre del 2011 y con este ya suman 17.

No soy escritor ni periodista pero disfruto mucho escribir acerca de mis experiencias, inquietudes y temas de nuestra vida diaria.  A pesar de haber llegado a este país Estados Unidos hace 29 años y haber vivido más aquí que en mi país natal no cambio la riqueza de mi idioma el español, es por eso que todos mis posts los escribo en mi idioma natal.

Les agradezco a todos los que visitan mí blog y también a los que me mandan sus comentarios, de eso se trata, de exponer nuestros puntos de vista siempre teniendo en cuenta los parámetros del respeto.  Espero que este blog de alguna u otra manera les sirva como una distracción a los problemas cotidianos que nunca hacen falta.   Me encantaría poder publicar posts con más frecuencia pero desgraciadamente el tiempo no me lo permite.

Aprovecho también para invitarlos a que me sigan en Twitter @Ubiquese, mando todo tipo de tweets, todo depende de lo que mi cerebro este pensando ese día, no me gusta enfocarme en un solo topico ya que “variety is the spice of life”.  Me despido pero no sin antes darle las gracias a mí querido amigo “spell check “por marcarme los acentos.

¡Hasta la próxima!.

¡Que Viva The Chosen!

Que Viva es el nuevo show que se presenta por Univisión producido por Simon Fuller creador de American Idol, Jamie King, Marc Anthony y Jennifer López.  En la primera etapa del programa Marc Anthony y Jennifer López viajan por toda Latinoamérica buscando artistas auténticos y talentosos.  Los artistas que sean escogidos viajaran a los Angeles California donde competirán para ganar un lugar en el espectáculo latino en vivo jamás visto en Las Vegas, con cantantes, músicos, bailarines y acróbatas.

Les rindo el sombrero a los creadores del show por hacer un programa donde se le de una oportunidad a estos artistas latinoamericanos de convertir sus sueños en realidad y a la misma vez mostrar nuestra cultura y talento al mundo en un espectáculo de esta magnitud en Las Vegas.

Las calles de nuestra querida Latinoamérica están llenas de artistas talentosos, la mayoría de ellos nunca conocerán la fama pero es admirable ver la forma en que se aferran a sus ilusiones y no pierden las esperanzas de algún día caminar por un escenario internacional.

Me agrada mucho ver este tipo de programas donde todos los latinos aunque sea por una hora apoyamos a nuestra gente sin importar el país latinoamericano de procedencia.  ¡Que Viva! se presenta por Univisión todos los sábados a las 7:00 pm.

¡Apoyemos a nuestra gente y sintamonos orgullosos de nuestra cultura!